Qué visitar en Ciudad del Cabo Sudáfrica

ciudad del cabo

Ciudad del Cabo, situada entre las montañas y el mar, es la segunda ciudad más poblada de Sudáfrica con más de 3,5 millones de habitantes. Ciudad del Cabo está rodeada de belleza natural por todos los lados. Destacar su emblemática montaña de la Mesa, que se eleva sobre la ciudad y proporciona el lugar ideal para disfrutar de unas increíbles vistas panorámicas de la ciudad que se extienden hasta el Océano Atlántico.

Ciudad del Cabo ocupa la primera posición en la lista como las ciudades con la mejor calidad de vida en África, y en el número 85 de la lista mundial. En 2014, Ciudad del Cabo fue nombrada como el mejor lugar del mundo para ir de visita por el ‘American New York Times’ y el ‘British Daily Telegraph. La ciudad se ha convertido muy popular entre los turistas y ha habido un gran boom en este sector en los últimos años.

Esta ciudad tiene mucho que ofrecer, y es una ciudad que invita a hacer excursiones y a la aventura en general. Hay muchas oportunidades de hacer deporte al aire libre como el senderismo, el ciclismo, el surf y el parapente. Otra de las opciones que puedes hacer en Ciudad del Cabo son las excursiones de observación de ballenas y también una actividad un poco peligrosa como meterse en jaulas rodeada de tiburones en el mar.

La ciudad tiene un clima oceánico con temperaturas cálidas en verano, pero no demasiado caluras y los inviernos suelen ser fríos y lluviosos.  En verano las temperaturas invitan a ir a la playa, pasear y a descubrir rincones nuevos de la ciudad.

Ciudad del Cabo es el asentamiento europeo más antiguo de África, y tiene un pasado turbulento y lleno de historia. En Robben Island, los aficionados a la historia pueden ver el lugar donde Nelson Mandela estuvo encarcelado durante 18 años.  Esta ciudad estuvo bajo el mando de los holandeses hasta el año 1780. En el 1795 los británicos invadieron la zona y tomaron control de la ciudad, aunque las batallas entro los dos imperios por la ciudad seguirían hasta el año 1814 cuando se firmo El Tratado de Paz y fue incorporada al Imperio Británico.

Ciudad del Cabo está situada a lo largo de la escarpada costa, donde se pueden hacer muchas rutas panorámicas que se adentran en las montañas que están al lado del mar, y también podrás disfrutar de ver como los pingüinos se pasean por las playas vírgenes de la ciudad. Ciudad del Cabo forma parte del Patrimonio Mundial de la UNESCO, con una de las flora y fauna más rica del mundo.

En este artículo vamos a ver las mejores cosas que hacer en la ciudad más cosmopolita de Sudáfrica con la siguiente lista de las principales atracciones turísticas de Ciudad del Cabo.

1. La Montaña de la Mesa

La Montaña de la Mesa, tiene una elevación de 1.087 metros sobre el mar y está situada al sur del centro de la ciudad. Esta montaña es el sitio más fotografiado de todo Sudáfrica y nos recuerda que en realidad la naturaleza es la reina de esta impresionante ciudad costera. Creada a partir de enormes lechos de arenisca y pizarra, la montaña está situada en el extremo norte de la Península del Cabo y se encuentra dentro del Parque Nacional de la Montaña de la Mesa.

El parque tiene una asombrosa diversidad de plantas y más de 1.470 especies de flores. Dentro del parque, se puede recorrer Devil’s Peak que está en el el este, y Lion’s Head por el oeste, mientras que los peñascos conocidos como los Doce Apóstoles se encuentran situados sobre los resorts de playa de la costa atlántica.

Normalmente, hay una capa de nubes llamada «mantel”, que cubre con frecuencia la cima de la montaña, pero cuando las nubes se despejan, los visitantes pueden disfrutar de unas vistas espectaculares de Ciudad del Cabo y de toda la Península del Cabo.  Se recomienda llevar un jersey, ya que puede hacer frío y viento en la cima de la Montañana.

 Dicho esto, el paseo hasta Table Mountain no debe subestimarse ya que el clima cambia rápidamente y es una subida empinada.  Si vas a caminar en la montaña por primera vez es mejor es mejor hacerlo con distintos tours o guías como son: Hike Table Mountain, Table Mountain Treks and Tours, Like2Hike o Mother City Hikers.

Para los que no quieren ir a pie, hay la opción de subir a la montaña en un teleférico giratorio, cubriendo la distancia de 1.244 metros en siete minutos. El teleférico funciona todos los días, excepto cuando hay mucho viento, por lo que es conveniente consultar el sitio web o llamar para conocer las condiciones actuales antes de salir. Además, es mejor reservar los billetes por internet para evitar las largas colas.

Este teleférico giratorio es muy rápido y se coge en una estación que está situada a 367 metros sobre el mar. Cada cabina tiene capacidad para 65 personas. En la estación superior del teleférico hay una cafetería con una pequeña terraza panorámica que sirve de punto de partida para tres rutas cortas para hacer senderismo y disfrutar del paisaje.

Los que deseen subir a la montaña a pie pueden elegir entre más de 350 rutas diferentes que varían en dificultad. Dependiendo del punto de partida, la subida dura entre dos y cuatro horas. Para obtener las mejores vistas de la Montaña de la Mesa y el mejor punto de vista para hacer fotos de esta montaña, puedes subir a pie o en coche a la Colina de la Señal o a la colina de la Cabeza del León; ambas ofrecen unas vistas impresionantes desde sus cimas.

Para más información se puede consultar el sitio oficial: http://www.tablemountain.net

2. Jardín Nacional Botánico de Kirstenbosch

Si estás de visita en la Montaña de la Mesa, este jardín está situado en un hermoso entorno en la ladera oriental de la Montaña de la Mesa. Los Jardines Botánicos de Kirstenbosch forman parte de la Región Florística del Cabo, declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. El lugar fue creado por el botánico Cecil Rhodes en 1902 y lo dejó al estado posteriormente. Los jardines se crearon en 1913 para preservar la flora autóctona del país, siendo uno de los primeros jardines botánicos del mundo con esta función.

En él hay más de 20.000 especies de plantas autóctonas sudafricanas que se plantan, cultivan y estudian en esta reserva natural de 528 hectáreas de bosques autóctonos y fynbos.  Es un parque natural muy grande y donde puedes encontrar un seto histórico de almendros silvestres plantado por Jan van Riebeeck en 1660, además de una avenida de alcanforeros e higueras plantada por Cecil Rhodes en 1898. Las flores, los arbustos y los árboles están dispuestos de manera que cree un espectáculo de colores y flores que den color a los jardines durante todo el año.

Aquí podréis visitar plantas como las proteas, o el jardín perfumado; la colección de cícadas; el Jardín de las Esculturas; y el Conservatorio de la Sociedad Botánica, un invernadero construido a medida con plantas de regiones áridas. Por todo el parque Nacional hay senderos bien señalizados que atraviesan las laderas y la pasarela Tree Canopy Walkway ofrece vistas panorámicas de los jardines y detrás se encuentra la Montaña de la Mesa. También hay un sendero que te conduce hasta la cima de la Montaña de la Mesa, aunque es un poco empinado. En verano, los jardines acogen varios conciertos al aire libre.

Los amantes de la jardinería y las flores también pueden visitar el Jardín de la Compañía, un oasis de árboles exóticos, flores, pajareras y estanques en el corazón de la Ciudad del Cabo.

3. Las playas de Clifton y Camps Bay

Situadas a unos seis kilómetros del centro de la ciudad, las playas de Camps Bay y Clifton están rodeadas de algunas de las propiedades inmobiliarias más caras de la ciudad, ya que tienen vistas impresionantes a cuatro playas de arena blanca rodeadas por rocas suaves de granito blanco.

First Beach es un lugar favorito para el voleibol y ofrece condiciones adecuadas para practicar surf. La primera de las cuatro playas de Clifton se encuentra a lo largo de Victoria Rd en Clifton. Al igual que las otras tres, casi siempre está protegida del viento y ofrece los mejores sitios para tomar el sol. Aunque eso sí, antes de ir a nadar recuerda que el agua viene de la Antártica por lo que nadar puede ser bastante refrescante.

Justo al sur de Clifton, se encentra Camp’s Bay que tiene otra playa impresionante, respaldada por los magníficos Doce Apóstoles y el distintivo pico de Lion’s Head. También tiene un tramo bordeado de palmeras, así como los elegantes cafés y boutiques que bordean la calle Victoria. Está especialmente concurrida durante los fines de semana y días festivos, cuando los lugareños y turistas viene aquí para disfrutar del ambiente y de las vistas.

Camp’s Bay y Clifton’s Fourth Beach tienen Bandera Azul debido a sus limpias aguas, la seguridad y la gestión ambiental, lo que las convierte también en una excelente opción para ir en familia. Camps Bay es una de las playas más famosas y ostentosas del mundo, en temporada alta está normalmente abortada de gente.

Si necesitas un poco más de tranquilad y menos aglomeraciones recomendamos visitar la playa de Glen Beach. Escondida detrás de dunas de arena y rocas de granito, y es el lugar favorito de los surfistas locales. Está rodeada solamente por algunas casas y con el telón de fondo con la montaña de Los Doce Apóstoles.

Museum, que narra la historia del rugby sudafricano a través de exhibiciones interactivas. En esta zona también se puede visitar el Two Oceans Aquarium, que cuenta con más de 300 especies de peces provenientes de los océanos Atlántico e Índico, en particular del área alrededor del Cabo de Buena Esperanza

Aquí se puede coger el barco a Robben Island que sale del Nelson Mandela Gateway en el paseo marítimo, aunque también hay varias exposiciones aquí en esta zona sobre Nelson Mandela. Al oeste del paseo marítimo, se puede visitar el Green Point Urban Park un jardín muy bonito que destaca por su biodiversidad, y también el Estadio de Ciudad del Cabo, que fue sede de muchos partidos de la Copa Mundial de la FIFA en 2010.

5. Conducir por Chapman´s Peak

A unos 25 kilómetros del centro de la ciudad y al sur se encuentra la Chapman’s Peak Drive, también apodada como “Chappies» por los lugareños, y es una de las rutas de conducción más impresionantes del mundo. La carretera bordea la cara escarpada de la montaña de Chapman’s Peak con nueve kilómetros entre Noordhoek y Hout Bay. Hay muchos miradores a lo largo de toda la ruta, y el más famoso es el punto panorámico de Chapman’s Peak. La mayoría de la carretera está excavada en la pared rocosa de la montaña y tiene muchas curvas, con lo que esta ruta no está pensada para las personas propensos al mareo o con vértigo.

Destacar también que esta carretera tiene varias cuestas y bajadas a lo largo de la ruta y hay que pagar peaje para poder costear la manutención de la carretera. Está bastante concurrida y mucha gente local hace esta ruta cada día para ir entre las dos ciudades o hasta Ciudad del Cabo.

Alrededor del atardecer, los coches se apiñan en los miradores panorámicos mientras los turistas buscan un lugar para ver la puesta del sol mientras se toman una bebida. Desde estos miradores podrás ver ballenas y delfines en el Océano Atlántico. La carretera estuvo cerrada intermitentemente durante varios años debido a los peligros de la caída de rocas, pero ahora se ha estabilizado y está abierta todos los días, excepto cuando hace mal tiempo.

Esta ruta además de ser utilizada como un lugar para grabar anuncios y tomar fotos impresionantes, Chapman’s Peak Drive es también el escenario de la popular carrera ciclista Cape Argus y del maratón Two Oceans.

6. Robben Island

Durante casi 400 años Robben Island en Table Bay fue una prisión muy dura y también fue el lugar donde Nelson Mandela pasó dieciocho años en una celda diminuta durante la época del Apartheid. Nelson Mandela fue arrestado en 1962 al ser acusado de conspiración contra el gobierno, por lo que fue sentenciado a prisión perpetua. Hoy en día, la isla es Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO y es una atracción turística especialmente para los interesados en la historia de Sudáfrica.

El recorrido comienza con una exhibición multimedia en el museo de Nelson Mandela Gateway en el Victoria and Alfred Waterfront. Después de la exhibición los visitantes pueden coger el barco hacia la isla y este viaje dura entre treinta minutos y una hora dependiendo de las condiciones climáticas y puede ser difícil cuando hay grandes olas.

Cuando llegas a la isla puedes ir a recorrer y visitar esta prisión de máxima seguridad donde se puede visitar la a celda de Nelson Mandela y la cantera de cal donde los prisioneros eran obligados a soportar trabajos y condiciones muy duras.  A la prisión iban muchos presos de otros sitios de África como Namibia, aunque también tuvo la función de un hospital. La Isla de Robben también fue una base militar.

7. Casas de colores de Bo-Kaap

Bo- Kaap, Fuente Pinterest

Esta es una de las atracciones imprescindibles de Ciudad del Cabo y que se ha convertido en una de las más populares para hacer fotos. Estas casas de colores muy brillantes están situadas en el barrio de Cape Malay (comúnmente conocido como Bo-Kaap), en el corazón de la ciudad y al lado de Signal Hill. Esta v área es donde vive la comunidad musulmana de Ciudad del Cabo, formada por aquellos que descienden de los «malayos del Cabo», esclavos traídos por colonos holandeses de países asiáticos como Indonesia, Malasia y también de otros países africanos.  A sus habitantes les apasiona preservar su historia y por lo tanto de ahí viene el colorido de los edificios.

Aquí también puedes ir a visitar el Museo Bo-Kaap, ubicado en el edificio más antiguo del barrio.  Se puede disfrutar de auténtico curry malayo en los restaurantes de esta zona. Aunque eso sí, la actividad más popular es sacar fotos en frente a las casas de colores. Se puede llegar a Bo-Kaap a pie desde el centro de Ciudad del Cabo o Victoria & Alfred Waterfront o en taxi desde otras áreas.

Estas son algunas de las actividades que puedes hacer en la Ciudad del Cabo, la ciudad está llena de cultura y historia y también puedes visitar museos como son El Zeit Mocca o Museo Contemporáneo de Arte Africano, y uno de los más grandes de todo el continente o el Museo Distrito Seis que es uno de los más populares de la ciudad y que habla sobre la historia del Apartheid, o el Museo Old Town House que era antes el Ayuntamiento de la Ciudad del Cabo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.