Mi experiencia en el caminito del Rey

caminito del rey

— Post aportado por Enrique Valiente (Málaga) —

 

Mi experiencia en el caminito del Rey en general fue buena, ya que el paisaje es digno de visitar. Aunque fui en fin de semana, y me pareció excesivo la cantidad de grupos que había, restándole magia al paraje.

Como sugerencia, diría que al Chorro, le faltaría repoblar su fauna, (gato almizclero, por ejemplo) y que hubiera un proyecto sólido para devolverle la vida a este gran punto de verde de Málaga.

 

El caminito del Rey (El Chorro, Málaga)

El recorrido puede parecer corto a simple vista, pero son casi ocho kilómetros  donde no pueden acceder menores de ocho años. Ojo porque no hay baños públicos ni está permitido realizar el sendero con paraguas (esto es algo raro, pero es así… si crees que puede llover, trae chubasquero).

Para entrar hay que reservar previamente vía web; Se podrá hacer la visita de manera gratuita hasta después del verano.

 

Historia

 El Caminito del Rey es un sendero aérea construido en las paredes del Desfiladero de los Gaitanes (El Chorro). Es un camino adosado al citado desfiladero con una longitud de 3 kilómetros que cuenta con largos tramos y con una anchura de apenas 1 metro, en algunos casos incluso menos.

Se inicia en el término municipal de Ardales, atravesando el de Antequera, y concluye en El Chorro (Álora). Este camino está colgado en las paredes verticales del desfiladero y a una distancia media de altura de 100 metros sobre el río.

Este sendero se construyó porque la Sociedad Hidroeléctrica del Chorro, propietaria del Salto del Gaitanejo y del Salto del Chorro, necesitaba un acceso entre ambos “saltos de aguas“ para facilitar tanto el paso de los operarios de mantenimiento como el transporte de materiales y la vigilancia de los mismos.

Las obras se inician en 1901 y concluyen en 1905. El camino comenzaba junto a las vías del tren de Renfe y recorría el Desfiladero de los Gaitanes, comunicando y facilitando el paso entre ambos lados.
Para inaugurar esta gran obra, el rey de España, Alfonso XIII, se desplazó en 1921 hasta el lugar en la presa del Conde del Guadalhorce, cruzando para ello el camino previamente a ser construido. Fue a partir de ese momento cuando popularmente comenzaron a denominar a aquel camino como “Caminito del Rey”, nombre que se mantiene en la actualidad.

Déjanos un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *